• AntonioSoler

Porqué decidí hacer un MBA

Después de haber completado mi pregrado en negocios internacionales en Colombia, el MBA es considerado como la "joya de la corona", para quienes, como yo, comenzamos la educación en negocios. Aunque, es completamente diferente para quienes se consideran que tienen una formación no tradicional (no en negocios), y esa es, precisamente, la versatilidad de un MBA.


Para muchos, un MBA es el camino claro para desarrollar y ejecutar una idea de negocio y convertirse en emprendedores. Para otros, un MBA es un camino para avanzar en la carrera profesional a través de la adquisición de conocimientos y habilidades técnicas. Para otros, un MBA es una forma de descubrir qué camino seguir en una carrera profesional.


La idea de comenzar mi MBA surgió ya en 2017, cuando terminé mi maestría en política y relaciones internacionales en Irlanda. El 'boom' de la inversión extranjera -IED- en Colombia tras el acuerdo de paz de 2016, me hizo darme cuenta de que al final, la política y los negocios tienen vínculos muy estrechos. Pero también, las empresas del sector privado, desde emprendedores, pequeñas y medianas empresas -PyMES-, hasta empresas de primera línea, juegan un papel fundamental en el avance y contribución a la construcción de una sociedad mejor.


Tengo la suerte de haber estado expuesto a diferentes industrias en mi experiencia profesional y mi carrera profesional. He trabajado en el sector de alimentos y bebidas, el sistema de agencias de las Naciones Unidas, la industria de la salud y la investigación clínica, pero también en las industrias de la educación y las TIC. Todas esas asignaciones profesionales me ayudaron a desarrollar habilidades técnicas y transferibles, pero también habilidades blandas. Sin mencionar que esas tareas profesionales se completaron, con éxito, tanto en español como en inglés. De hecho, el paso siguiente más apropiado es realizar un MBA.


Mi investigación concluyó con las mejores escuelas de negocios de EE. UU., Europa y Reino Unido. Después de varias consideraciones, decidí postularme a la Escuela de Negocios Carey de la Universidad de Johns Hopkins (USA). Se consideraron varios factores, en cuanto a por qué elegí esta Universidad y Escuela de Negocios. A nivel universitario, el nombre de Johns Hopkins goza de un reconocimiento mundial y de buena reputación como universidad de investigación intensiva. La Escuela de Negocios Carey (en JHU) ofrece dos poderosas concentraciones o caminos: Analítica, Liderazgo e Innovación -ALI-, y Salud, Tecnología e Innovación. Elegí la vía ALI. Sin embargo, otros factores fueron parte de mi decisión, incluido el personal altamente comprometido y participativo en las admisiones, la ubicación, cómo se ve el futuro de la escuela de negocios y, por supuesto, la beca otorgada.


Creo firmemente que el MBA, mi experiencia profesional y académica, JHU Carey Business School y mis compañeros, me brindarán las herramientas necesarias, así como experiencias únicas para fortalecer mi perfil, incrementar y desarrollar mis habilidades técnicas y también mis habilidades blandas. Creo firmemente que necesitamos más empresas del sector privado con un sentido de justicia social. También creo que los MBA actuales y futuros enfrentarán una serie de desafíos diferentes como resultado de la ‘Nueva Normalidad’, que todos, desde individuos hasta colectivos, esperan que resulte de esta pandemia.


Tengo mucha confianza y tengo muchas ganas de comenzar mi MBA en agosto de 2021. La logística para que esto suceda ya ha comenzado. Desde las vacunas hasta el alojamiento, esta vez, los viajes y la educación internacional son ligeramente diferentes.


13 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo